HISTORIA

El IES de Blanca nació en el curso 96-97 en unas circunstancias un tanto precarias, ya que se contaba con el material humano (alumnado, profesorado y personal no docente) pero el edificio estaba en construcción y no se sabía cuándo estaría acabado.

El equipo directivo fue nombrado en comisión de servicios en el mes de Julio, pero no se disponía de un local donde formalizar las matrículas del alumnado, por lo que tuvieron que ser recogidas por el que entonces era Jefe de Estudios, Ángel Cano, que muy amablemente convirtió su casa en una oficina.

El alumnado matriculado se repartió en 3 grupos de 1º ESO, 3 de 2º ESO y 3 de 3º de ESO. Gracias a la excelente colaboración del Ayuntamiento, todos pudieron contar con sus aulas. El Primer ciclo, por aquello de que tenían que estar más vigilados, fue ubicado en el Colegio Público Antonio Molina y en la antigua maternidad en la calle Nueva, anexa a dicho colegio. Por otra parte, 3º ESO quedó ubicado en la Biblioteca Municipal donde también se encontraba un despacho para dirección y un habitáculo que servía de secretaría, conserjería, almacén y sala de profesorado, además de un cuarto de baño que todos compartido.

Obviamente no se disponía de aulas específicas pero sí contábamos con algún material de Plástica, Tecnología y Música, de tal manera que el profesorado de esas asignaturas, que se impartían en los tres niveles, debía portar de la Biblioteca al colegio o viceversa el material en cajas, y además deprisa, para no llegar tarde a la siguiente sesión.

¡Quién no recuerda a Carmen, Inmaculada o Mariano cargados con el material y a toda prisa para no perder tiempo!

En total, entre personal docente y no docente éramos unas 20 personas, y quizás por las circunstancias adversas y por la ilusión de empezar algo nuevo, fuimos como una familia muy bien avenida.

El equipo directivo de entonces estuvo pendiente de las obras y más de una vez el arquitecto y el equipo técnico, que venían de Madrid, les pidieron opinión sobre algunos aspectos. Un día se discutió sobre las pasarelas y lo poco funcionales que eran ya que iba a ser difícil pasar de un pabellón a otro cuando lloviera, pues el suelo y el techo del segundo piso eran de rejilla, a lo que el arquitecto técnico respondió que eso no iba a ser un problema porque en Murcia apenas llovía. Además, ¡no debíamos olvidar que el edificio tenía un premio de diseño! Desde luego, el diseño sí es de apreciar, pero no la funcionalidad.

Pasamos cinco meses de incertidumbre hasta que en Febrero, en la ya desaparecida y añorada “semana blanca”, entregaron el edificio, nos dieron las llaves y ya se pudo hacer la mudanza, la cual hubiera sido imposible sin el trabajo del personal del Ayuntamiento, de familiares, profesorado PAS y estudiantes, que se implicaron enormemente. Por fin, el 17 de Febrero dimos nuestra primera clase, momento que inmortalizamos con la foto siguiente.

Estábamos contentos como niños o niñas con zapatos nuevos (bueno ahora diríamos con móvil de última generación) y experimentamos una sensación de libertad al estar en el sitio que nos correspondía finalmente.
Poco a poco el MEC fue enviando el material, que se fue ubicando en departamentos, aulas, laboratorios, etc., de modo que ya en el curso 97-98 el centro contó con la dotación de material que le correspondía.

El centro ha sido dirigido por cuatro equipos diferentes y, aunque a veces ha habido desencuentros y falta de entendimiento, siempre se han superado las dificultades.

De hecho, nuestro instituto es, 10 años después, el resultado del trabajo de toda la comunidad educativa y ha ido creciendo en alumnos, personal (se ha duplicado) recursos para desarrollar nuestro trabajo y con más medios y en mejores condiciones.

Los estudios que se ofertan en el centro son los de ESO (Enseñanza Secundaria Obligatoria), incluido un Programa de Diversificación de dos años, y Bachilleratos de Ciencias Sociales, Humanidades y Ciencias de la Naturaleza y la Salud.

Con los alumnos de los colegios, que serán futuros alumnos nuestros, se lleva a cabo una jornada de acogida en el mes de Mayo, donde se les explica qué es un centro de Secundaria, las normas de funcionamiento, etc..

Todos los departamentos, tanto didácticos como el de Orientación, se involucran cada vez más en organizar actividades (excursiones, jornadas, etc.), coordinados por el Departamento. de actividades extraescolares y complementarias.

Por otro lado, contamos con bastante material para el aprendizaje, de nuevas tecnologías, audiovisual, laboratorios, biblioteca, deportivo, e incluso en los dos últimos años se ha completado el Plan de Actuaciones Preventivas aplicando la normativa sobre riesgos laborales, adoptándose algunas medidas que desde el principio eran necesarias.

En cuanto a la participación de los padres, es positiva aunque mejorable; así, la convocatoria de reunión que se suele hacer a principio de curso, tiene muy buena respuesta y casi todos acuden a interesarse por la marcha de sus hijos, siendo los menos los que no acuden a una llamada.

Las relaciones con la AMPA son excelentes y siempre encontramos en ellos interés y colaboración, aunque sería deseable que el número de padres integrados fuera mayor.

A lo largo de estos diez años hemos “dado a luz” a nueve promociones de graduados en Secundaria y siete promociones de bachilleres, muchos de los cuales han acabado sus ciclos formativos o carreras universitarias y ya están ejerciendo sus respectivos trabajos.

Como centro educativo y público, creemos que el I.E.S. debe ser un espacio abierto a otras instituciones y que los recursos de los que dispone pueden ser aprovechados en horario no lectivo. Por ello, la Mancomunidad del Valle de Ricote, impartió el curso anterior un Máster de Arteterapia y este curso el Ayuntamiento está utilizando el centro con el Programa Universitario: “Descúbrete”.

Las perspectivas de futuro son bastante positivas, ya que está prevista una ampliación del centro cuya construcción se va a iniciar muy pronto, así como el proyecto de implantación de un Programa de Iniciación Profesional, tan necesario para atender las necesidades de determinados alumnos.

Diez años de historia, obviamente no se pueden resumir en dos páginas, pero hemos querido contar cómo empezamos y dónde hemos llegado.

Esperamos que la celebración del 10º aniversario, sirva para encontrarnos con todas aquellas personas que a lo largo de estos años han pasado por aquí para que, recordando hechos y anécdotas, hagan que la historia del IES “Valle del Segura” se enriquezca.

Friday the 22nd. IES Valle del Segura - Avda. Río Segura, 10 - 30540 BLANCA - Murcia. Tlf: 968 45 93 48 Fax: 968 55 70 06